Italia

roma3

Italia: Roma

Roma Eterna, llegar a nuestro destino no sólo después de más de 15 horas de vuelo (1 conexión), sino que de más de 1 año de preparación fue simplemente alucinante. Muchas guías, recopilación de opiniones en internet, cientos de horas de videos, pero nada te prepara para estar ahí parado frente al Coliseo, frente a casi 2000 mil años de historia, te hace recordar que la vida es muy corta, o quizás lo defino mejor diciendo pequeñito, pero con el corazón hinchado de felicidad.

El destino nos tenía preparado algo increíble, el día que llegamos (17:30 hrs Fiumicino), nos juntamos con unos amigos que estaban en un viaje similar al nuestro, la reunión, 21:00 hrs en la Piazza Navona. Cuando organicé, indique que nos juntábamos en la fuente de esa Piazza, al investigar un poco más, la plaza tiene 3 fuentes increíbles, me apuré en indicar que nos coordinábamos en la Fontana di Nettuno, esperando que mis amigos vieran el mensaje, ya habían empezado su viaje y siempre es difícil ubicar una WIFI cuando se recorre las ciudades.

Roma para nosotros, luego de cenar una increíble pizza de queso de búfala, partimos a recorrer Roma, ya pasadas las 23:00 prácticamente todo cerrado, para suerte nuestra, el frigidarium se encontraba abierto, no sé si fue esa noche mágica la responsable, pero tanto la pizza como el helado fueron increíbles. Al poco andar, nos encontramos con el glorioso Panteón de Agripa, una estructura impresionante y definitivamente una postal de Roma guardada en nuestros recuerdos.

Luego, caminamos a una plaza casi perfecta, el Campidoglio, digo casi perfecta no porque tenga algún problema, sino que para mí opinión personal, esta tan bien hecha que es imposible apreciar tanta perfección. Siguiendo nuestra ruta nocturna, el Foro Romano de noche a la luz de la Luna fue algo inolvidable, quizás la oscuridad te permita imaginar con mayor certeza lo que alguna vez fue la capital del Imperio Romano. Nuestra Ruta siguió y terminó a eso de las 3:30 am, con un cansancio de tener 15 horas de vuelo encima, pero ir a la cama con la sensación de un sueño cumplido, es algo que, simplemente te llena.